miércoles, 26 de mayo de 2010

Escatrón


Hay palabras que simplemente por su fonética nos sugieren muchas cosas. Por ejemplo, Escatrón: un robot maléfico, un planeta de una serie de ciencia ficción de bajo presupuesto, una discoteca maquinera en un descampado…cuando en realidad se trata de un pueblo de la Ribera Baja del Ebro, provincia de Zaragoza, donde la chavalería se divierte como en cualquier otro lado, volcando coches y haciendo sus videoclips.
A finales de los 80 inspiró (o no) un juguete de circuitos eléctricos que también se llamaba Scatron.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada